Protesta contra el cierre del servicio de urgencias pediátricas en el centro de salud de Pico Tuerto de Ponferrada./Carmen RAmos

Protesta contra el cierre del servicio de urgencias pediátricas en el centro de salud de Pico Tuerto de Ponferrada. / Carmen RAmos

El Bierzo se siente «engañado» por la Junta en Sanidad y grita ¡basta!: «Si no atendemos a nuestros niños, qué es lo que vamos a atender»

Unas 500 personas se concentran en Ponferrada contra el cierre del servicio de urgencias pediátricas en el centro de salud de Pico Tuerto

Carmen Ramos
CARMEN RAMOS Ponferrada

El Bierzo se siente engañado y grita ¡basta!. «Si no atendemos a nuestros niños, qué es lo que vamos a atender». Unas 500 personas se concentraron este viernes a las puertas del centro de salud Ponferrada II Pico Tuerto para exigir a la Junta de Castilla y León el mantenimiento del servicio de urgencias pediátricas en el centro.

«Nos encontramos aquí hoy porque a través de un cartel en la puerta nos enteramos de que nuestros niños dejan de se atendidos aquí, sobrecargamos al Hospital, no son atendidos por un médico, les atiende una enfermera...es más de los mismo, en vez de solucionar problemas lo que hacen es acrecentarlos», lamentó la portavoz de la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública del Bierzo y Laciana, Pilar Carrrasco.

Entre aplausos en apoyo a la sanidad pública, los ponferradinos y ponferradinas que participaron en la protesta manifestaron su malestar por lo que es un nuevo recorte en la ya maltrecha Sanidad del Bierzo y dejan claro que «ya no hay margen de confianza» a las promesas manifestadas por el consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez. «Una vez más nos sentimos engañados porque no dejan de prometernos cosas que luego no cumplen, perdemos servicios a una velocidad ya increíble y nos queda otra que la calle, hay que salir y enarbolar de que queremos nuestra sanidad y que nos atiendan», señaló Carrasco.

Desde la plataforma culpan a la Junta de ofrecer a la comarca solo «parches» sin atajar el problema de raíz en materia sanitaria en El Bierzo y Laciana con medidas «encaminadas siempre a la privatización». Como ejemplo la unidad de radioterapia tan reivindicada por la ciudadanía para su implantación en el Hospital Universitario del Bierzo que próximamente abrirá sus puertas en Clínica Ponferrada. «No hay profesionales para la pública pero sí que los hay para la privada», denunció su portavoz.

El colectivo no respalda en ningún caso la propuesta de la Gerencia de Asistencia Sanitaria del Bierzo (Gasbi) para que los niños sean atendidos en Pico Tuerto por un médico de familia habilitando dos consultas de desbordamiento de pediatría en el centro de Salud de Cuatrovientos y se trasladarán las urgencias al Hospital del Bierzo. «Todo lo que nos ofrecen es un parche para taparnos los ojos y la boca y que quede instaurado y otra cosa más con la que tenemos que tragar, perder nuestros servicios», aseveró Pilar Castillo.

Así las cosas, la Plataforma en Defensa de la Sanidad el Bierzo y Laciana continuará con sus protestas el próximo día 21 de enero con un nuevo abrazo al hospital. «Necesitamos a todo el mundo, todo el mundo tiene que estar allí para que reaccionen las personas a las que les toca reaccionar, en este caso es la Junta de Castilla y León la que lleva prometiéndonos años, históricamente nos vende humo».

El alcalde exige soluciones urgentes

El alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, exige a la Junta soluciones urgentes teniendo en cuenta que «hay un grave problema» y que «con la salud de los niños y las niñas no se puede recortar».

Galería. César sánchez

Recordó, en este sentido, como cuando tuvo las primeras noticias de la eliminación de las urgencias pediátrica en el centro de salud de Cuatrovientos habló con la gerente, Pilar Fernández Ampudia, el día de diciembre y le explicó que había problemas con los pediatras que tenían la edad suficiente para no hacer guardias y que tenían problemas para cubrir pero que se estaba buscando una solución.

Ramón considera que se trata de una situación que «no es admisible» por lo que insiste en reclamar «una solución para que no se pierda esa cobertura de urgencias pediátricas en este centro, porque, aparte de que hay un riesgo real de colapsar las urgencias hospitalarias, que ya están bastante colapsadas, si vamos reduciendo derechos, sobre todo afectando a niños, vamos deteriorando la sanidad público y apostando por la privada y eso no lo podemos admitir y no lo vamos a admitir», sentenció.

La protesta contó con una amplia representación de cargos públicos de la ciudad, entre ellos, las concejalas de Bienestar Social, Lorena González, y de Mayores, María Luisa Varela, los ediles del PSOE en el gobierno municipal, José Antonio Cartón, Lorena Valle y Concepción de Vega, así como el portavoz municipal de USE Bierzo, Samuel Folgueral.