Borrar
Paisaje de viñedos en el Bierzo. César Sánchez
La DO Bierzo pide «más flexibilidad y medios suficientes» para actualizar el registro vitícola

La DO Bierzo pide «más flexibilidad y medios suficientes» para actualizar el registro vitícola

Solicita a la Junta de Castilla y León que tenga en cuenta la singularidad del Bierzo en cuanto a su minifundio, su viñedo viejo y la multipropiedad de muchas parcelas

Esther Jiménez

Ponferrada

Domingo, 3 de marzo 2024, 09:14

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Bierzo ha solicitado a la Junta de Castilla y León que ponga los «medios suficientes» para actualizar el registro vitícola de la Comunidad y, por tanto, de la DO Bierzo. En ese sentido, su presidente, Adelino Pérez, asegura que desde el gobierno autonómico «siempre dicen que están con la actualización pero que les faltan recursos y entonces nunca terminan de actualizar ese registro».

Ahí es cuando la Junta pide «ayuda» a las propias Denominaciones «en relación a identificar la parcela, mandar la solicitud, un escrito con el planteamiento topográfico que se quiere actualizar y demás». Un trabajo «que es suyo, de la administración», señala Pérez que cree que el problema viene porque el registro vitícola se hace a través del Sigpac (sistema de información geográfica de parcelas agrícolas) «lleva años sin estar actualizado y en su día cuando se hizo hay muchas veces que la foto que ellos hacen no coincide con la parcela».

Todo ello genera inconvenientes al viticultor, al que, según el presidente de la DO Bierzo, «se le pone en el compromiso de que si la foto que ellos hacen aérea le adjudican una casa en vez de una viña porque se ha movido la parcela», para lo que se tienen que gastar un dinero «para poder actualizar eso y tenerlo en regla cuando tampoco debería ser problema de los viticultores».

«Dicen que se van a poner a ello pero que les falta personal, así que nunca llegamos a tener nada claro», apunta, sobre todo teniendo en cuenta que el registro vitícola lo ha hecho la Junta, por lo tanto «si no está actualizado o tiene errores son ellos lo que debería corregirlos».

Al respecto, Pérez afirma que el gobierno autonómico debería tener en cuenta las peculiaridades de la comarca berciana. «Nos dicen que los del Bierzo damos mucha lata y lo que pasa es que las normas que las hacen desde Europa, desde Madrid, desde Valladolid, las principales extensiones de terreno las tiene Ribera de Duero o Rueda, entonces en ese sentido, León no tiene mayores extensiones que nosotros pero sí que todas las parcelas son grandes y están juntas. Nosotros, yo tengo aquí media hectárea, dos kilómetros más allá otra media hectárea, y claro, agrupar ese tipo de cosas en el registro vitícola y que todo esté correcto, no es que molestemos, es que son ellos que no han echo el trabajo», indica tajante.

También pone sobre la mesa la tardanza desde que el viticultor hace la solicitud de actualización con toda la documentación hasta que se lo concede la Junta, entre año y año y medio, por lo que la DO Bierzo tampoco podría inscribir esos viñedos porque «no sé si la Junta te va a decir si están bien, mal o regular».

Otro de los problemas con los que se encuentran los viticultores es que en el Bierzo hay fincas pequeñas que tienen muchos dueños, «que alguno por lo que sea o ha fallecido o falta y tienen que tener el permiso de todos para poder inscribirlas en el registro», por lo que desde la DO Bierzo también piden «flexibilidad» y que «entiendan la posición de singularidad que tiene el Bierzo a nivel de parcelas, que es complicada, y son ellos los que tienen que actualizarla y dejarla bien pero sin eliminarnos parcelas».

En ese sentido, Adelino Pérez considera que si en la comarca se presume de viñedo viejo -que al tener muchos años tiene muchos herederos-, lo que no se puede hacer es pedir que se arranquen y volver a plantar esas vides «porque en su día faltó algún papel pero que a día de hoy la viña sigue estando ahí y tiene igual más de 60 u 80 años». «Lo que no queremos es eso, porque si al final es de lo que presumimos, de viñedo viejo, y desde la institución nos mandan arrancarlo para que esté legal, es complicado», reflexiona.

Trabajos de campo en el Bierzo

Por su parte, la Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, asegura a este periódico que están trabajando «día a día» en resolver las actualizaciones de datos que presentan los titulares de las plantaciones y en la última campaña 22/23 se han resuelto casi 1.000 expedientes, «con la consecuente actualización de plantaciones, siendo este el cauce obligatorio en aplicación de la normativa vigente para comunicar los movimientos que se producen en el Registro Vitícola».

Además, señalan que la Consejería ha llevado a cabo en la D.O Bierzo trabajos de campo en tres municipios de la comarca -Sobrado, Torre del Bierzo y Benuza- durante el año 2023, en los que se han analizado 2.665 plantaciones y del que se dará traslado en los próximos meses «con la finalidad de actualizar lo máximo posible» dicho registro.

En cuanto a los medios para esta actualización, desde la Junta aseguran que en el último trimestre de 2023 se ha implementado la plantilla que trabaja en este fin con 5 ingenieros técnicos agrícolas.

Por último, recuerdan que se ha firmado un convenio con la DO Rueda para simplificar normativa y con el objetivo de actualizar los registros vitícolas que esperan que pueda extenderse «con la mayor premura posible» al resto de las Denominaciones de Origen de Castilla y León, incluida el Bierzo.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios