Borrar
Imagen de un examen teórico de la DGT. Elbierzonoticias
Ponferrada firma la cesión de espacios municipales para los exámenes de conducir

Ponferrada firma la cesión de espacios municipales para los exámenes de conducir

El Ayuntamiento y la DGT rubrican el acuerdo mediante el cual se autoriza el uso del local número 20 de los bajos del Toralín y la pista asfaltado del camino de la Cemba en el CYLOG

Elbierzonoticias

Ponferrada

Martes, 11 de junio 2024, 10:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El alcalde de Ponferrada, Marco Morala, procedió este martes, 11 de junio, a la firma junto con el jefe provincial de Tráfico del protocolo en virtud del cual se autoriza el uso de bienes municipales para la realización de pruebas teóricas y prácticas para la obtención de los permisos de circulación.

Se trataba, según el propio regidor, de una petición «irrenunciable» para el Ayuntamiento ponferradino, sobre todo tras la dificultades sobrevenidas para mantener el uso de las instalaciones que hasta el momento venía utilizando la Jefatura Provincial de Tráfico para los exámenes y los riesgos que implicaba carecer de una infraestructura estable. Por ello, el equipo de gobierno «se ha involucrado con la Jefatura de Tráfico en la busca de alternativas, hasta el punto de ofrecer instalaciones municipales como solución definitiva», añadió.

El protocolo contempla la cesión de uso del local número 20 situado en los bajos del estadio municipal del Toralín, que es un inmueble de dominio público municipal, y también de la pista asfaltado del camino de la Cemba en el CYLOG. De esta forma puede afrontarse la realización tanto de los exámenes teóricos como de la parte práctica que requiere el uso de pista.

«Hemos vivido meses de cierta zozobra en los que los ciudadanos temían tener que desplazarse a León para realizar los exámenes de conducción, lo que hubiera supuesto un enorme perjuicio social y romper una práctica de décadas de exámenes en Ponferrada», apuntó el primer edil que, además, aseguró que dicha posibilidad había creado un enorme malestar en el sector de las autoescuelas de la capital berciana «por los inconvenientes para el desarrollo de su trabajo y el agravio comparativo que hubiera supuesto con respecto a otras localidades españolas».

Así, Morala apuntó que aunque no era un problema administrativo que se planteaba directamente al propio Consistorio, «poner en marcha instrumentos de colaboración institucional con otras administraciones, como sucede en este caso con la Administración General del Estado, cuando se hace para resolver problemas de los ciudadanos y sin caer en la apatía de esperar que todos los demás resuelvan sus problemas de gestión es una forma de aprovechar los recursos públicos y dinamizar la actividad en el municipio».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios