Borrar
El presidente del Consejo Comarcal compareció ante los medios para explicar la agresión sufrida en la tarde del jueves. César Sánchez
«No va en el cargo que te insulten y menos que te agredan»
Olegario Ramón, presidente del Consejo Comarcal

«No va en el cargo que te insulten y menos que te agredan»

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Ponferrada ya ha puesto la correspondiente denuncia contra los agresores, uno de ellos de «avanzada edad» que «me miraba con auténtico odio»

Esther Jiménez

Ponferrada

Viernes, 12 de abril 2024, 12:42

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Visiblemente emocionado y agradeciendo la preocupación a todos los medios de comunicación presentes, el presidente del Consejo Comarcal del Bierzo y portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Ponferrada, Olegario Ramón, ha comparecido para explicar la agresión que sufrió en la tarde de este jueves, 11 de abril, tras salir de una reunión en la sede del PSOE en la avenida General Vives.

Ramón señaló que salieron de la reunión a las 20:30 horas y cada uno de los asistentes se fue hacia su vehículo. «Cruzo por el paso de peatones y paso a la altura de estos señores y un señor que lo conozco de verlo allí, porque es de los que está todos los días, con un megáfono se dirigió a mí y me dijo si me había acercado allí para provocarles y me dirigió varios insultos que prefiero no repetir y algunas amenazas, amenazas de agredirme y yo no le hice caso».

En ese sentido, el socialista aseguró que nunca les hacen caso, «hacemos como si no estuvieran y cada uno nos vamos a nuestros coches o caminando y nos vamos». Pero en esta ocasión, uno de los manifestantes lo siguió hasta su vehículo y cuando sacó el móvil con la intención de grabarlo «para que quedara constancia de lo que este señor me estaba diciendo», otro que «me pilló totalmente desprevenido me dio un golpe en la mano y salió despedido mi móvil a varios metros».

Después, al ir hacia su teléfono para recogerlo «este señor me profiere varias patadas en la en la pierna derecha y también me dijo insultos, amenazas y obscenidades que prefiero no repetir». Además, desde las ventanas muchos vecinos comenzaron a recriminarle la agresión, vecinos que llevan soportando «la agresividad verbal de estos señores» durante meses, «al final a nosotros digamos que el soportar tener gente delante a lo mejor nos va en el cargo, pero lo que no va en el cargo es que te insulten y mucho menos que te agredan», añadió.

Tras la agresión, Olegario Ramón acudió al centro de salud de Pico Tuerto, que le hizo un parte de lesiones «que no son importantes, tengo una herida en la pierna de las patadas que me dio y luego sí que este dedo concreto empezó a dolerme y ahora mismo no lo puedo cerrar del todo pero no es nada». Además, interpuso la correspondiente denuncia y los agresores ya han sido identificados.

Al respecto, uno de esos agresores fue un señor de avanzada edad que «me miraba con auténtico odio, con los ojos inyectados en odio y yo no lo conozco de nada y dudo que le haya hecho yo nada malo. Dentro de mi parcela de responsabilidad he intentado hacer lo mejor para todos, seguramente con errores», indicó el presidente comarcal que cree que ese odio «se genera muchas veces en las cámaras de representación donde se ven cosas que al final se trasladan a la calle».

Olegario Ramón compareció ante los medios. César Sánchez
Imagen principal - Olegario Ramón compareció ante los medios.
Imagen secundaria 1 - Olegario Ramón compareció ante los medios.
Imagen secundaria 2 - Olegario Ramón compareció ante los medios.

«Se ha normalizado el enfrentamiento»

En ese sentido, Ramón consideró que «se ha generado desgracidamente el caldo de cultivo para que ocurran estas cosas», ya que en la actualidad «se ha normalizado mentir continuamente, el ruido, el enfrentamiento, la agresividad», tanto en el Parlamento Nacional, como en las Cortes o en los propios ayuntamientos, como en el de Ponferrada, «aunque es verdad que en el nuestro parece que la tensión, al menos por parte del Partido Popular desde hace un par de meses se ha rebajado».

Toda esa tensión formar parte, para el presidente comarcal, de una estrategia política «diseñada cuando aparece la ultraderecha», lo que da pie a una pelea por ese espacio político entre PP y Vox, y al final «se genera un caldo de cultivo que se traslada a la ciudadanía», dejando escenas como los continuos ataques a las sedes del PSOE, algo que «hace dos o tres años para atrás era absolutamente impensable que eso pudiera ocurrir, que alguien llegara a arrojar sangre de animal a nuestra sede».

Por tanto, Olegario Ramón hizo una llamada «a rebajar la tensión, a rebajar los enfrentamientos, a recuperar la tranquilidad al diálogo, a la tolerancia, a no enfrentar territorios ni personas, pero hacerlo con convencimiento y de manera activa».

Por último, agradeció todas las muestras de cariño y condena de la agresión, incluso la del vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo, aunque aseguró que al inicio fue «un incitador» de las concentraciones frente a las sedes socialistas, «era el que encendió el fuego y ahora quiere ejercer de bombero, eso también deben meditar sobre eso».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios