Endesa derribará antes de fin de año las torres de refrigeración de la central de Compostilla II.

El PCE del Bierzo llama administraciones y fuerzas políticas a evitar la demolición de las torres de Compostilla II

La formación pide a la Junta que inicie los trámites para declarar BIC las torres y a la sociedad que registre la petición para que se incluya en la lista Roja de Hispania Nostra

ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

El PCE del Bierzo llama administraciones y fuerzas políticas a evitar la demolición por parte de Endesa de las torres y chimeneas de la central de Compostilla II en Cubillos del Sil. Todo ello después de conocer la intención de la éléctrica de derribar antes de fin de año las dos torres de refrigeración de la térmia berciana.

La formación recuerda que durante años se enfrentó al cierre de las instalaciones y exige que «por lo menos se respete cómo un símbolo de nuestro patrimonio cultural y pueda ser utilizado para explicar en un futuro cómo El Bierzo fue la principal región productora de electricidad de España».

Desde el PCE tienen claro que si se demuele, no hay marcha atrás» y que «demoler sin construir no es transición, ni es justa», explica la secretaria comarcal, Isabel Maroto. Por ello, se suma a las voces que exigen declarar las torres de Compostilla cómo Bien de Interés Cultural para evitar su desaparición. «Destruir no es construir el futuro. Exigimos su mantenimiento y que se deje de poner fin a la destrucción del Patrimonio Industrial de El Bierzo. La Placa está en peligro, Compostilla lo quieren tirar, La Recuelga igual, y así con todo», lamentan desde la organización.

Recuerdan, además, que llevan años exigiendo la intervención pública en la reindustrialización de la comarca y la puesta en marcha de industrias a través de las Sepi y lamentan que e tiempo les ha dado la razón. «En Asturias Hunosa ha reconvertido la Central Térmica de la Pereda, que quemaba carbón, en una central de biomasa con pellets. Es la diferencia de las eléctricas que se forraron a nuestra costa y ahora quieren dinamitar todo, a una empresa pública, que con todas sus deficiencias, tiene obligaciones sociales con el territorio», reivindican desde el PCE.

La organización tiene claro que «hoy ya no se puede dar marcha atrás en la reconversión de Compostilla», explican, pero sí mantener lo que es un «símbolo, una monumental estatua, que reivindica nuestro pasado minero-energético, que no se puede dinamitar». En este sentido Maroto, ha pedido a todas las administraciones «que muevan los hilos que estén en su mano», para evitar su derribo. Piden, además, a la Junta de Castilla y León que inicie los trámites para declarar BIC las torres, y al resto de partidos y administraciones, que «empujen en este sentido».

Además, el PCE también pide a la sociedad que registre la petición para que se incluya en la lista Roja de Hispania Nostra que recoge «aquellos elementos del patrimonio cultural español que se encuentran sometidos a riesgo de desaparición, destrucción o alteración esencial de sus valores, con el objetivo de darlos a conocer y lograr su consolidación o restauración», como explica en su web. https://listaroja.hispanianostra.org/nueva-ficha/.

««Quieren borrar lo que fuimos, pero debemos preservarlo para reivindicar todo lo que se le debe a esta tierra y a sus gentes trabajadoras», concluyen.