El alcalde de Berlanga del Bierzo, César Álvarez, en los juzgados de Ponferrada. / César Sánchez

La Audiencia Provincial de León absuelve al alcalde de Berlanga del Bierzo de estafa y falsedad documental

La sentencia no considera probados los supuestos delitos de los que el edil bercianista acusaba al regidor al considerar que cobraba por duplicado las dietas de desplazamiento y manutención para asistir a las sesiones de Acom, Armi y del Consejo Comarcal del Bierzo que luego pasaba al Ayuntamiento / «Entiende que no hay delito y que todo lo que se hizo estaba justificado», subrayó César Álvarez

Carmen Ramos
CARMEN RAMOS Ponferrada

La Audiencia Provincial de León ha absuelto al alcalde de Berlanga del Bierzo, César Álvarez, por un supuesto delito de estafa y falsedad documental en el cobro irregular de dietas tras la denuncia interpuesta por el concejal de Coalición por el Bierzo (CB), José Díez. El portavoz de los bercianistas acusó al regidor municipal de cobrar por duplicado las dietas de desplazamiento y manutención para asistir a las sesiones de Asociación de Comarcas Mineras (ACOM), la Asociación de Municipios Mineros (ARMI) y del Consejo Comarcal del Bierzo que luego pasaba al Ayuntamiento.

«He sido absuelto de todos los cargos de los que me acusaba, como no podía ser de otra manera», indicó el regidor municipal, que se mostró satisfecho por una sentencia que echa por tierra las acusaciones del edil de CB en el Ayuntamiento y con la que cree que «se hace justicia» a lo que siempre defendió, que no había cometido ningún delito. «Con esta sentencia se hace justicia, al igual que con todas, porque este señor es asiduo del juzgado, denuncia por todo y todo le sale mal, porque no puede ser de otra manera», subrayó Álvarez.

La sentencia de la Audiencia Provincial de León no considera probados los supuestos delitos de los que el edil bercianista acusaba al alcalde de Berlanga del Bierzo. «Entiende que no hay delito y que todo lo que se hizo estaba justificado», indicó el regidor. «Me acusaba de que había duplicado el cobro en Armi, en Acom y en otros sitios cuando ahí no cobra ni dietas, ni lomococión, ni yo ni ningún miembro entonces la cosa es bastante clara», subrayó.

El primer edil lamenta el «acoso obsesivo y la persecución» que lleva sufriendo desde hace ya 14 años por parte de José Díez y que, más allá de la situación personal, que se le hace especialmente difícil, lamenta que con su actitud bloquee de forma reiterada la actividad municipal. Una situación que entiende que no va a parar con esta sentencia porque «es tal la obsesión que tiene que seguirá presentando montones de escritos en el Ayuntamiento y paralizando la gestión municipal», concluyó.