El PSOE lamenta la «desastrosa situación» de la flota del TUP en Ponferrada y urge que el Ayuntamiento asuma la gestión del servicio

Autobús del servicio del TUP de la capital berciana. /
Autobús del servicio del TUP de la capital berciana.

Los socialistas denuncian los autobuses como el que ardió este jueves en Campo superan el millón de kilómetros y los cuatro microbuses «son un auténtico peligro»

ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

El Grupo Municipal Socialista lamenta la «desastrosa situación» del transporte público urbano de Ponferrada y solicita la convocatoria inmediata de la Comisión que ha de elaborar la propuesta de gestión del servicio. Una petición que se produce tras el incendio de un autobús de la línea 3 del TUP que realiza el trayecto entre Columbrianos y Campo.

Desde el PSOE aseguran que, a falta de conocer las causas del suceso, «es una realidad que todos los vehículos iguales al siniestrado (ocho en total) superan el millón de kilómetros cada uno, mientras que los cuatro microbuses son un auténtico peligro, con averías constantes y con graves fallos que provocan en ocasiones la apertura de las puertas de los mismos mientras el vehículo circula con viajeros en su interior».

Una situación que aseguran que «conoce el equipo de gobierno» según le han trasladado los técnicos municipales y también, reiteradamente, el Grupo Municipal Socialista. Recuerdan, en este sentido, que los socialistas pidieron que en la negociación de los remanentes de 2017 se incluyera la sustitución de parte de esos vehículos, una operación que consideran que sí permitía la normativa que regulaba los gastos que se podían efectuar con esos fondos.

«Los autobuses son propiedad del Ayuntamiento y la sustitución de los vehículos en mal estado es una necesidad imperiosa que en ningún caso pretende favorecer a la entidad que presta del servicio (de manera alegal desde el quince de marzo de 2012) sino garantizar la seguridad de las personas usuarias del mismo», explica el portavoz del GMS, Olegario Ramón. Los socialistas insisten en que los vehículos actuales así como las marquesinas y otro elementos «han sido abonados por el ayuntamiento a través del fondo de inversión sin que quede ya cantidad alguna pendiente de pago por ese concepto».

Desde el PSOE explican que en «ahora mismo y de manera inmediata se ha de garantizar la prestación del servicio sin interrupción alguna lo que sin duda tendrá serias dificultades por las averías que sufren otros vehículos». A ello se une, según destacan, «que no está claro que se pueda usar ya el vehículo híbrido que, a modo de prueba, está temporalmente a disposición de la empresa».

Los socialitas critican que desde hace seis años y medio el Ayuntamiento de Ponferrada está abonando puntualmente el beneficio industrial y los gastos generales de la empresa «de manera más que discutible», cantidades que entienden que habrían podido dedicarse a la renovación parcial de la flota.

«Por razones que se nos escapan, aunque se pueden deducir ciertas pistas de la grabación de las conversaciones que se han hecho públicas relativas a la Operación Enredadera, no ha habido verdadera voluntad de legalizar la situación por ninguno de los tres últimos equipos de gobierno y dudamos fundadamente que el actual la tenga», indican.

Desde el Grupo Municipal Socialista siguen tendiendo la mano para ayudar a solucionar los «graves problemas» del municipio «pero es más que evidente que quien ha de pilotar esas soluciones es el equipo de gobierno que no puede mirar para otro lado ante una situación verdaderamente preocupante», concluyen.

 

Fotos