PSOE y USE exigen a la alcaldesa explicaciones por los cerca de 30 reparos de Intervención para pagos a proveedores

Ayuntamiento de Ponferrada./CARMEN RAMOS
Ayuntamiento de Ponferrada. / CARMEN RAMOS

Ramón considera que la situación «especialmente grave» se refiere al suministro de gasóleo a los colegios públicos y edificios que abona el Ayuntamiento

CARMEN RAMOS Ponferrada

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Ponferrada solicitó este lunes a la alcaldesa, Gloria Fernández Merayo, en la comisión de Hacienda explicaciones sobre cerca de una treintena de reparos suspensivos del servicio de Intervención que la primera edil no alza para el pago de cantidades pendientes de abono a proveedores. En este sentido, el portavoz del PSOE, Olegario Ramón, considera que la situación «especialmente grave» se refiere al suministro de gasóleo a los colegios públicos y a otros edificios que abona el Ayuntamiento.

La primera edil explicó en comisión que el contrato está vencido desde el año 2017 pero la empresa continuó prestando los servicios porque el Ayuntamiento así lo solicitó. Además, el pasado mes de enero la Concejalía de Medio Ambiente decidió cambiar de empresa suministradora sin hacer ningún procedimiento contractual.

«Ya extraña que una empresa sin contrato continúe prestando los servicios porque el Ayuntamiento se lo demanda, eso es algo habitual en esta Casa, pero que 'a motu propio' y sin procedimiento contractual alguno se le diga a otra empresa que empiece a suministrar el gasóleo es algo extraño y que se ha de explicar», indicó Ramón, que asegura que la primer edil no ha precisado el importe a sufragar pero sí ha reconocido que «son cantidades importantes», subrayó.

Por su parte, el portavoz de USE Bierzo, Samuel Folgueral, insistió en reclamar la documentación relativa a estos reparos. «Hay un número cercano a la treintena y se nos ha trasladado sólo una decena», indicó. Asimismo, lamentó, además, que la primera edil tome a un mes de las elecciones «medidas para quedar bien» como la rebaja del 30% en varias tasas, de la que se beneficiarán familias numerosas en el acceso al Teatro Bergidum y bonos para el resto, así como la exención de tasas para vehículos históricos de más de 25 años.

La alcaldesa, sin hacer referencia alguna a los reparos de Intervención, explicó que la rebaja de estas tasas era uno de los «anhelos iniciales» del equipo de gobierno. «Si desde el Ayuntamiento podemos echar una mano creo que debemos hacerlo», señaló. Respecto al ARU de La Puebla Norte, Gloria Fernández Merayo, avanzó que se verá a afectado por un retraso de quince días para que los vecinos puedan realizar aportaciones toda vez que la secretaria crea conveniente «por razones de seguridad jurídica» sacarlo a un periodo de exposición informativa previa en la web municipal. Confía, no obstante, en que las bases se puedan aprobar en pleno antes de finalizar el mandato ya que entiende que «de no ser así comprometería muy seriamente esa subvención que tanto trabajo ha costado».