Ponferrada negocia con una fundación el proyecto para rehabilitar la calle Rañadero

Plaza de la Encina junto a la calle del Rañadero, en el casco histórico de Ponferrada./César Sánchez
Plaza de la Encina junto a la calle del Rañadero, en el casco histórico de Ponferrada. / César Sánchez

La alcaldesa anuncia que el Ayuntamiento trabaja también en otro proyecto para mejorar otras zonas del casco antiguo de la ciudad

CARMEN RAMOS Ponferrada

El Ayuntamiento de Ponferrada negocia con una fundación de carácter privado la rehabilitación de la calle Rañadero, uno de los dos proyectos en los que el equipo de gobierno está trabajando para la mejora de la zona histórica. «Estamos negociando con una empresa privada o con una fundación más bien un proyecto para el Rañadero porque hay otras zonas del casco histórico que se pueden y se deben de rehabilitar», indicó.

Merayo destacó que se trata de actauciones que «pueden ser muy beneficiosas para todo el casco histórico teniendo en cuenta el crecimiento exponencial del turismo que ha registrado en los últimos años la ciudad. «Es un gran invento y un ode los sectores que está demostrando con el número de visitantes que no puede dejar de crecer», señaló.

La primera edil recordó que el Ayuntamiento trabaja también en una iniciativa con la Fundación ONCE que permitirá hacer accesible el Castillo de los Templarios. «Vamos a aprovechar es las obras del castillo para darle un impulso importante para poner en uso más de 2.000 metros cuadrados», concluyó.

Por otro lado, al alcaldesa avanzó que el Ayuntamiento sacará a concurso en enero la cafetería y tienda del castillo.

La rehabilitación del casco antiguo, en imágenes

Fernández Merayo realizó estas declaraciones durante la inauguración de una exposición fotográfica que muestra el antes y el después del casco histórico de la ciudad tras una rehabilitación que, según explicó la regidora, fue posible gracias a un ARU muy similar al que se llevará a cabo en la Puebla Norte, aunque con otro tipo de edificación.

En ese sentido, considera que puede servir de ejemplo para vecinos y propietarios de dicha zona de lo que es ahora y de lo que será tras la puesta en marcha de esta iniciativa que cuenta con una inversión total de 8 millones de euros, 4 de ellos en la primera fase.

De este modo, la muestra fotográfica organizada por la Asociación de Vecinos del casco antiguo quiere rendir homenaje a todos esos vecinos «que han colaborado con el casco histórico con la compra de casas, emprendiendo negocios, rehabilitando sus casas, con el pago de las contribuciones y con los movimientos vecinales que ha habido en los últimos 25 años para que esto llegara a oídos de los que lo tenían que hacer», aseguró Emiliano Ruberte, presidente del colectivo.

 

Fotos