La plantilla del transporte urbano de Ponferrada irá a la huelga por el impago de los salarios de septiembre

Autobús del servicio del TUP de la capital berciana./
Autobús del servicio del TUP de la capital berciana.

El sindicato denuncia que la empresa tampoco garantiza el pago de próximas nóminas, argumentando que el Ayuntamiento no ha abonado el servicio del año 2017

ELBIERZONOTICIASPonferrada

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato que representa a los trabajadores de la empresa TUP (Transporte Urbano de Ponferrada), ha anunciado a través de un comunicado que «en los próximos días» convocará una huelga indefinida debido al impago de los salarios de septiembre. Una medida por la que piden disculpas a todos los usuarios del servicio por las molestias que les pueda ocasionar, «pero la situación no ha dejado otra opción a los trabajadores» que, según el sindicato, apoyan unánimemente la decisión de realizar una huelga.

CSIF explica que ayer miércoles la dirección de la empresa comunicó a los trabajadores del servicio de transporte que no dispone de liquidez suficiente para afrontar el pago de los salarios del mes pasado, ni dispone de fórmulas para garantizar el pago de las futuras nóminas, debido -según TUP-, a que el Ayuntamiento no ha abonado aún a la empresa el servicio prestado durante el año 2017.

Ante las sospechas que tenía el sindicato de esta situación en las últimas semanas contactó con el concejal del área del Ayuntamiento de Ponferrada, Ricardo Miranda, «quien en su momento indicó que se solventaría en el pleno ordinario de septiembre, o en un pleno extraordinario a principios de octubre, sin que hasta la fecha se haya realizado», lamentan desde CSIF. Por ello, en vista de la falta de medidas adoptadas por el consistorio ponferradino, la representación sindical de los trabajadores ha retomado en los últimos días los contactos con Miranda, que les solicitó un mayor plazo apelando a la falta de informes técnicos, «algo que los trabajadores no pueden dar», recalca el sindicato.

Con todo ello, la empresa ha informado de su situación financiera y hoy mismo el concejal de Movilidad ha trasladado a los representantes de los trabajadores que los informes técnicos son negativos, «por lo que no existe una solución a corto plazo, informando de un plazo mínimo de quince días que, según nuestro criterio, es completamente inviable».

 

Fotos