La plantilla de Masa denuncia incidentes de seguridad en Anllares por falta de mantenimiento

La plantilla de Masa Galicia y representantes sindicales de CCOO y USO se han concentrado frente a la oficina de Gas Natural en Ponferrada./E.Jiménez
La plantilla de Masa Galicia y representantes sindicales de CCOO y USO se han concentrado frente a la oficina de Gas Natural en Ponferrada. / E.Jiménez

Los nueve trabajadores despedidos de la subcontrata de mantenimiento han denunciado a Gas Natural y a Masa Galicia y está previsto que la próxima semana comiencen los juicios

E.JIMÉNEZPonferrada

El comité de empresa de Masa Galicia, subcontrata del mantenimiento en la central térmica de Anllares, ha denunciado la situación que se está viviendo en dichas instalaciones por la pérdida del trabajo que estaban realizando los nueve despedidos de la empresa y que no se está llevando a cabo en la actualidad, por lo que están surgiendo «situaciones comprometedoras en cuanto a seguridad». «La situación nos disgusta sobremanera, a parte de los despedidos, porque la realidad que nos queda allí es estar en un trabajo donde la pérdida del mantenimiento que nuestros compañeros estaban haciendo no se hace y ha habido algunos incidentes que en un principio vamos a mantener con cierta precaución pero que si esto sigue así denunciaremos también», explicó José Crespo, presidente del comité, durante la concentración que han protagonizado trabajadores y representantes sindicales de CCOO y USO frente a las oficinas de Gas Natural en Ponferrada.

Y es que, según llevan denunciando, Gas Natural no tiene todavía el permiso de cierre, por lo que consideran que la decisión de la multinacional escondía otros intereses «que era el desmantelamiento del mantenimiento con la central totalmente operativa como está».

Por ello, esperan que los juicios que tendrán a partir de la próxima semana los nueve despedidos de Masa Galicia se decanten a favor de los trabajadores, es decir que «Magistratura de Trabajo entienda lo injusto de la decisión y que esos despidos fueran improcedentes al no poder la empresa demostrar ese cierre inminente del que nos habían hablado», apuntó Crespo, para el que si así fuera sería «un avance importantísimo para nosotros».

Además, el comité de Masa Galicia también ha denunciado el incumplimiento por parte de Gas Natural del compromiso adquirido con el Gobierno en el año 2015, cuando se acogió a un plan de cierre y se le dieron unas ventajas de emisiones que consistían en estar funcionando hasta 2023 o 17.500 horas de producción. «Ese beneficio que obtenía para poder contaminar es un compromiso que adquirió y que tampoco cumple, no quiere ni prorrogar la actividad hasta esos plazos que ellos mismos firmaron con el Gobierno ni agotar la capacidad de producción y de combustión que son las 17.500 toneladas de carbón», añadió el presidente del comité, que pide que primero se recupere el empleo y que después, como mínimo, Gas Natural agotara esas fechas marcadas para dar un margen de maniobra por si, de alguna manera, «alguien quiere comprometerse con esta zona que se ganara un tiempo para que pudiéramos buscar medidas paliativas al desmantelamiento de las térmicas de Anllares y Compostilla». Y es que, a su juicio, habría que generar primero tejido industrial y luego cerrar si hay que cerrar, «pero no se puede hacer al revés, primero cerrar y dejar a la gente y a la zona en una situación bastante precaria económicamente hablando», concluyó.

Contenido Patrocinado

Fotos