El oficio de 'embarrarse'

Ponferrada inaugura la trigésimo octava edición de la Feria de Cerámica que este año reúne a 48 expositores de España y Portugal con la intención de poner en valor y hacer visibles en diferentes espacios de la ciudad 30 obras de reconocidos ceramistas que han dejado su impronta en al iniciativa 'Embarrarte'

Feria de Cerámica de Ponferrada. /Carmen Ramos
Feria de Cerámica de Ponferrada. / Carmen Ramos
CARMEN RAMOSPonferrada

Ponferrada pondrá en valor y hará visibles en diferentes espacios de la ciudad una treintena de obras de reconocidos ceramistas que han dejado su impronta en la iniciativa 'Embarrarte' de la Feria de Cerámica de la ciudad. Este fue el compromiso hecho público por el alcalde, Olegario Ramón, durante la inauguración de la trigésimo octava edición del certamen que este año cuenta con la participación de 48 expositores procedentes de España y Portugal que presentan sus creaciones hasta el día 9 de septiembre en el patio del colegio Campo de la Cruz.

«Hay un catálogo de obras de gran valor, que gran parte de ellas están en almacenes y hay la voluntad por parte de la Escuela de que esas obras formen parte del patrimonio para que de puedan disfrutar en nuestra ciudad», señaló Ramón. Un proyecto trasladado por el director de la Escuela de Cerámica, Gerardo Queipo, que se mostró incluso visiblemente emocionado por la buena acogida que la iniciativa ha tenido por parte del nuevo equipo de gobierno.

«Un equipo de gobierno suele estar buscando dinero por todos los sitios para poder hacer cosas y cómo no intentar que algo que tiene un gran valor y encima te lo ceden, cómo no vamos a entrar a eso», insistió el alcalde, que tiene claro que la iniciativa «hará más ciudad» e incluso «más agradable la visita», con lo que avanzó que con iniciativas como esta «poco a poco iremos cambiando ese modelo», subrayó.

El alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, y el director de la Escuela Municipal de Cerámica, Gerardo Queipo, en la inauguración de la feria.
El alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, y el director de la Escuela Municipal de Cerámica, Gerardo Queipo, en la inauguración de la feria. / Carmen Ramos

En cuanto a la nueva edición del certamen, Olegario Ramón entiende que se trata de «una feria absolutamente consolidada» y manifestó el «compromiso real» del equipo de gobierno con una iniciativa que ha conseguido situarse entre las citas más importantes del mundo de la cerámica en nuestro país.

Un total de 14 alfareros tradicionales procedentes de Andalucía, Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha o Extremadura y Portugal participan este año en la feria, si bien la participación más numerosa corresponde a ceramistas, concretamente 34, llegados desde Andalucía, Asturias, Castilla y León, Cataluña, Euskadi, Galicia, Castilla-La Mancha, Valencia y seis del país luso.

La edición 2019 de Embarrarte ha programado una serie de actividades, que se desarrollarán en una carpa central con varios talleres en los que se ejecutarán diferentes técnicas cerámicas relacionadas con el torno, el urdido y modelado, y el rakú. El mismo espacio acogerá, además, la proyección de documentales y cortos sobre cerámica internacional así como de las ediciones anteriores de Embarrarte.