La portavoz municipal de Cs, Ruth Morales.

Ciudadanos denuncia el «abandono» que sufre el Centro de Día de Mayores de Flores del Sil

La portavoz liberal, Ruth Morales, lamenta que el edificio esté prácticamente en desuso por «la dejadez y desidia del tripartito»

ELBIERZONOTICIAS Ponferrda

El Grupo Municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Ponferrada denuncia el «abandono» que sufre el Centro de Día de Mayores de Flores del Sil, «donde prácticamente ya no se presta ningún servicio», y exige al alcalde, el socialista Olegario Ramón, que «tome medidas».

La portavoz de Cs, Ruth Morales, ha señalado que el inmueble carece, desde hace meses, de un conserje estable que garantice su apertura en un horario continuado. «El Ayuntamiento ha venido prestando ese servicio con personal en prácticas, pero sin dotar esa plaza con personal fijo, lo que es absolutamente imprescindible», indicó.

La edil liberal ha recordado que el centro también carece de servicios de podología y de fisioterapia, ampliamente demandados por los usuarios, «sin que desde el Ayuntamiento se haya abordado una solución a este problema».

Además, Morales ha matizado que la cafetería lleva cerrada desde hace años, «por lo que el servicio de bar y comedor tampoco se prestan como estaba previsto en el proyecto de funcionamiento».

Para la formación naranja «es inexplicable que después de la fuerte inversión que se hizo para construir el Centro, este gobierno municipal, por pura dejadez y desidia, lo tenga prácticamente en desuso, discriminando a los mayores del populoso barrio de Flores del Sil, que tienen los mismos derechos que los de otras zonas de la ciudad a disfrutar de esos servicios».

Así las cosas, desde Ciudadanos piden al regidor municipal que tome las medidas necesarias para solucionar esta «ausencia de servicios» y que complete el proyecto de la segunda fase para dotar al Centro de una Unidad de Estancias Diurnas.

«Este alcalde ha sido incapaz de realizar ni una sola inversión en infraestructuras de carácter social durante sus tres años de desgobierno y pasividad, demostrando que sus supuestas inquietudes sociales no son más que una pose y puro marketing político», concluyó.