San Cristóbal de Valdueza es el primer pueblo ponferradino en recibir agua este verano por la situación de sequía.

Alonso: «Habrá que subir agua a muchos pueblos con total seguridad»

La sequía y el calor comienzan a pasar factura a los pueblos de Ponferrada y San Cristóbal es la primera localidad a la que es necesario subir agua para rellenar el depósito

Esther Jiménez
ESTHER JIMÉNEZ Ponferrada

La sequía y la falta de reserva de nieve, sumado al calor atípico de estas fechas, están empezando a pasar factura a los pueblos de la comarca, y en concreto a los del municipio de Ponferrada. Hace unos días el alcalde, Olegario Ramón, ya advirtió de que se iban a recortar y reducir tiempos de riego en las zonas verdes como medida preventiva ante la falta de lluvias y ahora, San Cristóbal de Valdueza es el primer pueblo del municipio en el que ha sido necesario llevar agua para rellenar el depósito, que tiene una capacidad de 9.000 litros.

«Hay más a los que habrá que subir agua pero con total seguiridad», vaticinó el concejal de Medio Rural, Iván Alonso, «si seguimos con este calor y sin una gota de agua en tantísimo tiempo».

En el caso de San Cristóbal, Alonso recordó que se realizó un «sondeo histórico» para intentar encontrar un aporte de agua pero que no dio sus frutos «y por mucho que se mejoren las captaciones si no hay una reserva de nieves importante en el año va a haber siempre problemas», lamentó.

Aún así, el Consistorio seguirá intentándolo y repetirá el sondeo «más adelante» y a la entrada del pueblo, entre otras posibilidades. Lo que sí pidió fue un «uso cívico» del agua, sobre todo en estos pueblos que en verano ven como se multiplica su población.

Y es que igual que pasa en San Cristóbal pasa en otros sitios porque «no hay agua, no hay ninguna reserva de nieve ni nada en la montaña, a parte de la situación de sequía que hay», indicó el edil de Medio Rural.