Amo, en una acción defensiva ante Weissmann, del Real Valladolid, es uno de los líderes de la defensa berciana. / LaLiga

Fútbol | Segunda

La Deportiva se construye desde la defensa

El conjunto berciano es el tercer equipo que menos goles encaja con Copete, Amo y Pascanu como mariscales, liderando las labores defensivas con grandes cifras en duelos o recuperaciones

Dani González
DANI GONZÁLEZ León

Una primera vuelta espectacular acerca a la SD Ponferradina al sueño del ascenso a Primera. Algo que parecía una quimera en el mes de agosto es, a mitad de temporada, una posibilidad más que real y factible debido a los grandes números que están registrando en el conjunto berciano.

En tercera posición y con 37 puntos, la Deportiva aspira a todo. El club blanquiazul, en la mejor temporada de su historia, tiene argumentos de sobra para creer en ese anhelado e ilusionante ascenso, que se está cimentando en una sólida defensa.

Los de Bolo son el tercer equipo que menos goles ha encajado en esta primera vuelta, con 18 tantos, por los 16 del Tenerife – en cuarta posición – y el Almería, líder, con tan sólo 13 goles recibidos. Y buena parte de la responsabilidad de estos datos la tienen los tres centrales que se han repartido la gran mayoría de los minutos: Amo, Copete y Pascanu.

Los duelos caen de lado de los centrales

Los tres han ganado en torno al 60% de los duelos, siendo Copete, con 260 y casi el 65% librados con éxito, quien mejores números tiene en este ámbito, destacando en los duelos defensivos, con 112 disputados y el 77,7% ganados. En los duelos aéreos, es este futbolista el único por debajo de la mitad de éxito, con Amo y Pascanu en torno al 60%.

Esto demuestra la fortaleza de la defensa berciana, que se lleva a su terreno la gran mayoría de los duelos, evitando el peligro de los rivales y achicando las ocasiones que pueden recibir los hombres de Bolo.

Entre los tres, además, suman 520 recuperaciones de balón, 180 despejes y 268 interceptaciones de pases, convirtiéndose en un muro muy difícil de franquear para los equipos que se miden a la Deportiva, dominando tanto el juego aéreo, como los ataques posicionales o el juego más directo.

Fiabilidad en el pase

Además, los tres centrales tienen un alto porcentaje de acierto en el pase, siendo claves para la salida de balón. Amor y Pascanu tienen en torno al 87% de éxito en sus envíos por el 85% de Copete, destacando en los, teóricamente, pases más complicados: hacia adelante.

Copete es el central con datos más humildes en este aspecto, con 242 pases hacia adelante y un acierto del 69%, pero tanto Amo como Pascanu, si bien es cierto que han probado menos pases (223 y 201) tienen un porcentaje de superior al 70%: 73,6% para el rumano, casi del 77% para el andaluz.

Es así como la Deportiva ha construido su éxito desde los cimientos, desde la defensa, con la fiabilidad en su retaguardia y la seguridad de la misma para no perder balones como gran aval para liderar el sueño de un conjunto berciano que sueña con celebrar su centenario a lo grande.