?


Contenido desarrollado para Minsait

Minsait

El secreto mejor guardado de las empresas para no quedarse atrás en la revolución de la IA

La inteligencia artificial (IA) generativa ha desencadenado una nueva revolución digital. Sin embargo, ¿están las organizaciones realmente preparadas para aprovechar al máximo esta tecnología transformadora? Según Minsait (Indra), muchas empresas necesitan planes organizativos específicos para integrar la IA de manera efectiva y maximizar su productividad.

Content Factory

Compartir

La revolución de la IA generativa

El estallido de la inteligencia artificial generativa ha acelerado el salto a la nueva revolución digital, pero, ¿están las organizaciones preparadas? Minsait (Indra) considera que la mayoría de ellas necesita planes específicos a nivel organizativo para avanzar hacia una refundación de los procesos e integrar la IA de forma ordenada, la forma óptima de sacarle el máximo rendimiento y productividad.

“Uno de los grandes retos de compañías e instituciones es acelerar la innovación y el escalado ágil y flexible de la inteligencia artificial, con el fin de no perder el tren de la competitividad y continuar creciendo de forma sostenible”, sostiene su director general y consejero ejecutivo de Indra, Luis Abril. La buena noticia es que la capacidad transformadora de la IA, más rápida y disruptiva que la de cualquier tecnología conocida, ya ha generado numerosos casos de uso capaces de guiar a empresas privadas e instituciones públicas hacia una adopción de la IA más ágil, más eficiente y más responsable.

Luis Abril, consejero ejecutivo de Indra y director general de Minsait, durante la presentación del informe Ascendant sobre la IA en las organizaciones. - Minsait

Claves para una adopción exitosa

“Muchos de los casos de uso que estamos construyendo con nuestros clientes”, explica el directivo, “tienen un componente de desarrollo sostenible relevante, actuando sobre la protección del ambiente, la generación de conocimiento, la lucha contra la desinformación o el cierre de la brecha digital”.

Las palabras de Luis Abril se enmarcan en la presentación de «IA, radiografía de una revolución en marcha», el informe de madurez digital Ascendant de Minsait que, en su quinta edición, analiza el grado de adopción de la inteligencia artificial en más de 900 organizaciones de 15 sectores de actividad. El estudio ofrece algunas claves sobre las razones que aducen las empresas para hacer uso de la IA, los ámbitos en los que la están aplicando, su grado de sofisticación y su nivel de preparación para que la adopción sea un éxito.

Público asistente a la presentación de ‘IA, radiografía de una revolución en marcha’ - Minsait

Motivaciones y aplicaciones de la IA

Así, los principales motivos de las organizaciones para implementar la IA son la eficiencia operativa (72%), la mejora en la toma de decisiones (34%) y la evolución de la experiencia de sus clientes y usuarios internos (31%). Por otra parte, la mayoría de ellas asegura estar sacando partido a la inteligencia artificial en operaciones específicas de su sector de actividad (65%), seguidas de la gestión de riesgos y la ciberseguridad (54%).

El nivel de sofisticación aún tiene margen de mejora: sólo el 19% recoge datos estructurados y también no estructurados (texto libre, video, voz o imágenes), fundamentales estos últimos para el desarrollo de la IA generativa. En cuanto al grado de preparación de las organizaciones, el informe toma como referencia cuatro habilitadores –la estrategia; la organización, cultura y talento; la innovación y tecnología; y la ética y seguridad– para concluir que, aunque aún es incipiente (apenas el 10%), cada vez son más (36%) las que se plantean una adopción integral de la IA a medio plazo.

La periodista Arancha Morales, presentadora del evento, con un robot cuadrúpedo dotado con inteligencia artificial. - Minsait

Casos de uso y experiencias prácticas

La eclosión de la IA generativa ha disparado el despliegue de los casos de uso. Según el informe de madurez digital de Minsait, estas referencias no han eclipsado su versión tradicional, con mucho valor aún por capturar, pero permiten multiplicar su implementación en compañías de todos los sectores de actividad y ayudarlas a acelerar su adopción de la inteligencia artificial. El reto, según se desprende de las entrevistas realizadas a más de 900 organizaciones, es saber cómo hacerlo.

El evento de presentación del informe dio algunas pistas. En presencia de algunas de las empresas participantes en el estudio y en compañía de los socios tecnológicos con los que ha reforzado sus vínculos para integrar los grandes modelos de IA y sus capacidades de procesamiento en la nube, Minsait presentó algunos de los casos de uso en los que ha colaborado.

Ponentes del evento de Minsait, donde también se explicaron algunos de los casos de uso desarrollados por la compañía. - Minsait

Representantes de la Conselleria de Sanidad de la Generalitat Valenciana, de la Junta de Andalucía y de IBM contaron cómo han hecho uso de la inteligencia artificial para acercar la Administración a la ciudadanía. Con Prisa y Google se demostró de qué forma se puede luchar contra la desinformación de las fake news.

Desde la editorial Anaya y AWS explicaron cuál ha sido el proceso de generación de libros inteligentes como palanca del conocimiento. De la mano de Microsoft, los anfitriones del evento abordaron las posibilidades de la IA para mejorar el conocimiento financiero. Técnicas Reunidas compartió su experiencia con el copilotaje para optimizar la gestión del dato y el valor del negocio. Por último, un experto de Minsait y un ornitólogo contaron, paso a paso, cómo han hecho posible que la visión artificial proteja a águilas, buitres, milanos o alimoches en sus rutas migratorias a través de los campos eólicos.

Todos ellos, casos de uso que permiten “seguir avanzando”, concluyó Luis Abril, “hacia un modelo de sociedad donde las nuevas tecnologías estén al servicio de las personas”.

Compartir

Este contenido ha sido desarrollado por Content Factory, la unidad de contenidos de marca de Vocento, con Minsait An Indra company . En su elaboración no ha intervenido la redacción de este medio.