Instalaciones abandonadas del lavadero de la Recuelga, de Antracitas de Fabero. / AHM

Santa Cruz del Sil reclama la protección BIC de su patrimonio industrial con la exposición 'Salvar La Recuelga'

La muestra organizada por el Club Xeitu cuenta con 40 fotografías del paraje y textos sobre su historia

ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

El salón parroquial de Santa Cruz del Sil acogerá los próximos días, coincidiendo con las fiestas de la localidad, la exposición de fotografías 'Salvar La Recuelga', organizada por el Club Xeitu en colaboración con la junta vecinal. El objetivo es dar a conocer la historia del paraje y reclamar la protección del patrimonio industrial, mediante su declaración como Bien de Interés Cultural (BIC).

En las 40 imágenes que componen la muestra se repasa la historia minera de La Recuelga, procedentes de colecciones particulares y de distintos fotógrafos extranjeros que acudieron en los años setenta y ochenta para capturar escenas del ferrocarril que unía Ponferrada y Villablino, el último en funcionar con vapor en la Europa occidental. Así, obras de Ronald Cox, Didier Duforest, Brian Syddall o Dick Manton testimonian el paso o la parada de distintos trenes por La Recuelga.

Textos del geógrafo José Cortizo, la periodista María Carro, el ingeniero de minas Roberto Matías y el historiador Víctor del Reguero inciden en la necesidad de conservar este legado y recuperan nombres, fechas y recuerdos del conjunto industrial. El poeta y artista Juan Carlos Mestre es el autor del cartel de esta muestra, que viajará en la segunda quincena de mayo a la ciudad de Ponferrada.

Protección del patrimonio industrial

La Recuelga, un paisaje configurado durante más de un siglo de minería del carbón, conserva algunos bienes relevantes, como los lavaderos de carbón de las empresas Antracitas de Fabero y Victoriano González. Además de los dos lavaderos y sus líneas de baldes, existían en la zona varios grupos mineros, el poblado minero de El Escobio y las casas que en las cercanías fueron construyendo las familias de quienes llegaron para trabajar en las minas.

A raíz de la amenaza que para este patrimonio supone el proyecto de una planta fotovoltaica, varias instituciones y entidades, entre ellas el Club Xeitu y la junta vecinal de Santa Cruz del Sil, solicitan a la Junta la protección integral tanto de los dos lavaderos como de todo el paraje, con la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC). Además, el colectivo Hispania Nostra incluye, a petición de la junta vecinal, los dos lavaderos de La Recuelga en la Lista Roja del Patrimonio.