Residencia de ancianos de La Ribera de Folgoso.

La residencia de La Ribera aún no da por controlado el brote de Covid-19 que afectó a 28 residentes y 10 trabajadores

Este viernes ha recibido el alta médica en el Hospital del Bierzo uno de los 5 residentes que requieron ingreso / Los ancianos permanecerán en cuarentena hasta que se cumplan los 15 días de aislamiento del último que dio positivo

Carmen Ramos
CARMEN RAMOS Ponferrada

Uno de los ancianos ingresados en planta en el Hospital del Bierzo por el brote de Covid-19 originado en la Centro Residencial y de Día para Personas Mayores Río Boeza de La Ribera de Folgoso ha sido dado de alta este viernes tras superar la enfermedad. Se trata de unos de los cinco residentes que tuvieron que ser hospitalizados después de que se confirmara el pasado día 20 de enero el positivo un trabajador del centro en un brote que afectó a 28 residentes y 10 trabajadores.

«Es una buena noticia que este residente vuelva de nuevo a la residencia y con la enfermedad ya superada», indicó la directora de la residencia, María Corral, que reconoce que «la situación está más calmada» teniendo en cuenta que «esta semana no nos ha salido ningún positivo». Tiene claro que se trata, sin duda, de «una buena señal», aunque prefiere mantener cautela antes de dar el brote por controlado. «Preferimos ser prudentes y esperar algún día más», señaló.

En este sentido, la dirección ha explicado que los residentes seguirán guardando la cuarentena en sus respectivas habitaciones. «Hasta que pase la quincena del último que dió positivo no van a salir de las habitaciones, según el protocolo que establece Sanidad», indicó Corral.

A los 28 residentes infectados en el brote de Covid-19 se unieron una decena de trabajadores que también dieron positivo en coronavirus y que han tenido que permanecer en aislamiento.