La patronal critica un 'decretazo' del Gobierno en la reforma laboral y las «amenazas» a empresas de León

El presidente de la patronal leonesa, Javier Cepedano./Noelia Brandón
El presidente de la patronal leonesa, Javier Cepedano. / Noelia Brandón

Los empresarios leoneses lamentan la actitud de un «gobierno intervencionista» y creen que quizá «equivocamos el voto» al apostar por los que pactan presupuestos solo con Cataluña

RUBÉN FARIÑASLeón

Reforma laboral, salario mínimo interprofesional, 'catalanización' de impuestos y «amenazas e injerencias» a las empresas. Todo ello ha reflejado la patronal leonesa en su crítica al Gobierno de España.

El presidente de la Fele ha lamentado las propuestas de gobierno de Pedro Sánchez como el «pacto impositivo» entre PSOE, Izquierda Unida y los sindicatos para firmar más impuestos, a los que ha requerido «más inversiones para este territorio».

Dentro de sus protestas, Javier Cepedano también ha criticado la subida del salario mínimo interprofesional «que se ha hecho sí o sí», cuando desde el sector creen que esa subida debe ir vinculada a la productividad y «no es buen camino que se obligue a criterios de salario».

Desde la Federación Leonesa de Empresarios se ha endurecido el discurso al abordar las desigualdades en los territorios con los Presupuestos Generales del Estado «que se pactan en una parte y en otra no». En este sentido, Cepedano se pregunta «¿qué pasa con nuestros políticos? ¿levantan la mano diciendo que vayan para allí?»; «quizá equivocamos el voto», ha reflexionado.

Cepedano también ha denunciado «amenazas, coacciones e injerencias» de un «gobierno intervencionista» que quiere aprobar una reforma laboral en 15 días, y ha exigido «que nadie del mundo político diga algo contra el libre mercado, la libertad de empresa y la propiedad privada». En este aspecto, y refiriéndose a los casos de Vestas o las empresas propietarias de las térmicas de la provincia, el presidente de la patronal está de acuerdo con «hacer esfuerzos» pero no con las amenazas del Gobierno a empresas que cumplen con el derecho laboral.