Borrar
Imagen del talud de Trabadelo.
Monitorización por satélite para el talud de Trabadelo

Monitorización por satélite para el talud de Trabadelo

Una herramienta innovadora creada por Ineco junto con la Dirección General de Carreteras permite analizar la infraestructura utilizando datos satelitales.

Elbierzonoticias

Ponferrada

Martes, 27 de febrero 2024, 19:33

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Ineco ha presentado en el Mobile World Congress los resultados de InecoSAR, la innovadora herramienta diseñada junto con la Dirección General de Carreteras del Ministerio de Transportes y Movilidad Sostenible para monitorizar las infraestructuras gracias a la tecnología satelital y a la Inteligencia Artificial.

El talud de Trabadelo y la escollera de Fuencaliente (Ciudad Real) han sido los enclaves seleccionados para testear el piloto de esta aplicación para monitorizar las estructuras y su entorno desde el espacio, sin necesidad de instalar sensores, utilizando datos de los satélites del programa europeo Copernicus.

El objetivo de InecoSAR es monitorizar infraestructuras utilizando datos radar del programa espacial europeo de observación de la Tierra Copernicus. Esta herramienta permite detectar y analizar deformaciones o movimientos tanto de las estructuras como del terreno circundante.

Teniendo en cuenta el impacto que la emergencia climática tiene sobre las infraestructuras, con eventos climáticos cada vez más extremos, la utilidad de este análisis es vital para mitigar las posibles consecuencias.

Resultados del InecoSAR

«Mediante el tratamiento de los datos con técnicas de Inteligencia Artificial, InecoSAR permite predecir de manera preliminar una estimación de la deformación esperada. Esta solución resulta de gran utilidad tanto para facilitar el mantenimiento de infraestructuras como para introducir mejoras en las fases de diseño y construcción, optimizando así procesos y costes» ha detallado Eva Ramírez.

Durante el desarrollo de InecoSAR, y para evaluar su funcionamiento y potencial, la experimentación se ha centrado en dos grandes estructuras situadas en carreteras españolas: el talud de Trabadelo, en la autovía A-6 entre León y Lugo, con una altura aproximada de unos 170 metros; y una escollera o muro de protección de alrededor de 200 metros de largo, en la carretera N-420 en Fuencaliente, Ciudad Real. Casos en los que ha demostrado ser una solución con un alto potencial para estudiar la estabilidad de zonas concretas durante las fases de planificación, construcción y mantenimiento de infraestructuras, ya que permite conocer particularidades del terreno que, hasta ahora solo se conocían de manera teórica. Un claro ejemplo de cómo el espacio juega un papel fundamental para complementar los procesos yprocedimientos tradicionales, y cómo podemos beneficiarnos del uso de los datos espaciales que Europa pone a disposición de manera gratuita a todos los ciudadanos.

El director general de Carreteras, Juan Pedro Fernández, ha destacado que «con una red viaria madura afrontamos los retos de optimizar la infraestructura existente tanto en su uso como en su conservación. Es la tecnología la que nos va a permitir alcanzar una política pública de gestión de carreteras sostenible». Además, ha señalado que »Ineco, en este momento está jugando un papel importante como agitador, impulsándonos hacia gracias a su carácter innovador hacia modelos que, como InecoSAR, nos permitirán gestionar de una manera mucho más ágil la gestión de activos».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios