La Mesa por el futuro del Bierzo pide a la ministra de Transición Ecológica que visite las cuencas mineras

Un instante de la reunión de la Mesa por el futuro del Bierzo./César Sánchez
Un instante de la reunión de la Mesa por el futuro del Bierzo. / César Sánchez

Courel insistió en que el Gobierno inste a las eléctricas a que realicen las inversiones necesarias para que puedan hacerse rentables hasta el año 2030

MIRIAM BADIOLAPonferrada

La Mesa por el futuro del Bierzo anunció hoy su intención de solicitar el lunes por carta a la Ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, que visite las cuencas mineras, lo que queda de las minas, las centrales térmicas y la Ciuden para que «conozca de primera mano la situación actual que sufre el sector» y para vea «qué posibilidades y alternativas reales puede haber para compensar la pérdida de empleo cuando el sector cierre definitivamente».

Así lo aseguró hoy el presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, tras mantener una reunión de la Mesa por el futuro del Bierzo, en la que insistió en su petición de que «el Gobierno inste a las eléctricas a que realicen las inversiones necesarias para que puedan hacerse rentables hasta el año 2030». Todo ello, siempre y cuando «ésta inversión esté asociada a la quema de carbón autóctono» que es «para lo que está preparada la térmica», apuntó.

En la reunión también se debatió el documento facilitado por la comisión de seguimiento del Plan de Dinamización de los Municipios Mineros en el que se fija la posición de la comisión sobre algunas declaraciones de la actual ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, sobre el cierre de la minería del carbón y de las centrales térmicas, ante lo que el propio Courel trasladó «la imposibilidad de aprobar una cuerdo de esas características sin pasar primero por la Mesa del carbón del Bierzo».

Una posición con la que la Mesa se mostró «más o menos de acuerdo», siempre «sin compartir los matices políticos», porque «la voz de la comarca debe ser unánime en la defensa de nuestras centrales térmicas y de un futuro para el sector extractivo», siempre que «cumpla unos requisitos medioambientales» y pidiendo que «lo que se traiga para las cuencas suponga una reinversión para poder recuperar los puestos de trabajo que se han ido perdiendo».

Por tanto, tras debatir dicho documento, la Mesa se emplazó a una nueva reunión para poder emplazar al mismo las aportaciones y peticiones necesarias. Así, será el próximo jueves, 9 de agosto, cuando se vuelvan a reunir para elaborar un documento consensuado para remitirlo a la comisión de seguimiento para que a finales del mes de agosto esté elaborado el documento final.

Contenido Patrocinado

Fotos