Alfonso Fernández Mañueco, presidente de la Junta de Castilla y León; junto al presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez./Juan Lázaro

Alfonso Fernández Mañueco, presidente de la Junta de Castilla y León; junto al presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez. / Juan Lázaro

Mañueco exige a Sánchez el apoyo a León como sede de la Agencia Espacial Española

El presidente de la Junta traslada al presidente del Gobierno la necesidad de acometer la obra de la Ponferrada-Orense y culminar la León-Valladolid

ICAL León

León como sede de la Agencia Espacial Española; las autovías entre Ponferrada y Orense y León y Valladolid; más inversión en transformación del regadío y un plan alternativo que garantice la transición en las zonas mineras.

Mañueco acudió a Madrid para encontrarse con el presidente del Gobierno y trasladarle toda una serie de exigencias que permitan a la provincia abandonar la crisis demográfica y económica en la que vive.

La Agencia Espacial

Uno de los principales retos que debe afrontar León se iniciará en los próximos meses con la carrera por ser sede de la Agencia Espacial Española. Ese ha sido uno de los puntos que el presidente de la Junta ha llevado a Moncloa y trasladado a Pedro Sánchez.

Una carrera que debe comenzar en el mes de octubre y que tiene previsto culminar a principios del año 2023. Será entonces cuando el Gobierno decida dónde ubica esta instalación a la que se agarra el futuro de León.

Otros asuntos con León en el foco

En el caso de León, solicitó mejoras en regadíos y el impulso de autovías como la León-Valladolid o la Ponferrada-Orense.

Mañueco también lamentó ante Sánchez cómo en los últimos años «Castilla y León ha visto cómo elementos importantes en la producción de energía se han detenido en su totalidad: se cerró la central de Garoña, las minas, las cuatro centrales térmicas de León y Palencia, y eso ha producido encarecimiento de la factura de la luz y también una pérdida de empleo y de oportunidades de población en el territorio. He pedido que la transición energética sirva para los lugares donde había minas o centrales térmicas o de otro tipo», señaló.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, se reunió jueves en la Moncloa por espacio de prácticamente dos horas con el presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, con quien se mostró «reivindicativo» con el objetivo de plantearle cuestiones que considera «fundamentales» para la Comunidad, como la necesidad de mejorar la planificación hidrológica de la cuenca del Duero y que los pertes sirvan para reindustrializar o industrializar la Comunidad. «Ahora la pelota está en el tejado de Sánchez. Sé los temas que interesan a Castilla y León, y espero que dentro de un tiempo se vayan concretando los temas que he planteado. Hasta entonces esteremos vigilantes y seremos exigentes en el cumplimiento de nuestros planteamientos», subrayó.

En declaraciones recogidas por Ical tras el encuentro, Mañueco hizo un repaso de las reivindicaciones planteadas, entre las que aludió a «una PAC justa y una planificación hidrológica que corrija el déficit del regadío en la Comunidad,»: «Es preciso mejorar la regulación de la cuenca del Duero, porque donde hay regadío hay vida y hay más población. La cuenca del Duero es una de las que menos regulación tiene de toda España, y tienen un carácter fundamentalmente de aprovechamiento energético», detalló.

El presidente de la Junta le entregó a Sánchez un documento «fruto del trabajo de la Junta y del diálogo con las fuerzas políticas y sociales de la autonomía», donde recogía «las necesidades para mejorar la vida de la gente de la Comunidad», y señaló que en el encuentro él y Sánchez han «coincidido en varios asuntos de Estado». En ese sentido, se refirió a la necesidad de alcanzar un pacto estatal de la sanidad. «Él ha coincidido con ese planteamiento, es preciso que la sanidad salga de la contienda de la confrontación partidaria y hay que hacer una apuesta de Estado también contra la despoblación, un tema que afecta especialmente a Castilla y León pero también al país», apuntó.

Trenes, autovías y otras peticiones

También aseguró que «es importante seguir avanzando en infraestructuras y tema de trasportes, dar un impulso y un paso adelante en las infraestructuras en la Comunidad, autovías y ferrocarriles, el tren de alta velocidad y el corredor atlántico del noroeste, que las provincias de Soria y Ávila tengan un tren del siglo XXI que las conecte a Madrid». Otra de las peticiones que le trasladó es que paralice la supresión de las 346 paradas de autobús que contempla eliminar el plan de transporte del Ministerio de Movilidad, y que afectan a más de 200.000 personas. «El transporte público no se puede analizar en clave de rentabilidad económica sino social»; defendió antes de pedir la paralización «inmediata» del proyecto.

Además, recalcó la necesidad de que los pertes sirvan para reindustrializar o industrializar la Comunidad, que en su opinión está «muy bien posicionada» en algunos como el del español, la automoción, aeroespacial o el agroalimentario. «Es relevante que desde los pertes se haga una apuesta para crear empleo», abundó.

Otro de los asuntos abordados fue la exigencia de una prueba única de la EBAU, para «garantizar la igualdad de oportunidades en el acceso a la universidad», y sobre la sanidad recalcó que «queda mucho camino por recorrer, ante la falta de profesionales, especialmente médicos y enfermeras». Además, lamentó cómo en los últimos años «Castilla y León ha visto cómo elementos importantes en la producción de energía se han detenido en su totalidad: se cerró la central de Garoña, las minas, las cuatro centrales térmicas de León y Palencia, y eso ha producido encarecimiento de la factura de la luz y también una pérdida de empleo y de oportunidades de población en el territorio. He pedido que la transición energética sirva para los lugares donde había minas o centrales térmicas o de otro tipo», señaló.

Peticiones por provincias

Mañueco hizo un recorrido pormenorizado de las principales cuestiones que ha reclamado a Sánchez para cada una de las nueve provincias de la Comunidad. En ese sentido, para Ávila hizo especial hincapié en reclamar la subsede del prado en el Palacio los Águila, la conexión de la A-6 hasta Ávila y desde allí hasta Toledo, que a su juicio «sería una variante que evitaría la intensidad de tráfico en Madrid». En cuanto al ferrocarril, señaló que la inclusión de Ávila en la red de cercanías de Madrid permitiría el incremento de frecuencias».

Respecto a Burgos, reclamó la reapertura del tren directo de mercancías Burgos- Aranda-Madrid, la ampliación del Museo de Burgos, del Archivo Histórico Provincial e impulsar el AVE hacia el País Vasco. En el caso de León, solicitó mejoras en regadíos, el apoyo del Gobierno para que la provincia pueda acoger la sede de la Agencia Espacial y el impulso de autovías como la León-Valladolid o la Ponferrada-Orense.

En el caso de Palencia, pidió su inclusión en el corredor de alta velocidad, terminar el AVE hacia el Cantábrico, actuaciones en la A-63 y ampliar el tercer carril en la A-62. «Sería positivo realizar un corredor de cercanías entre Palencia, Valladolid y Medina del Campo»; valoró. Respecto a Salamanca, solicitó «recuperar proyectos parados como la electrificación de la línea de Salamanca con la frontera portuguesa y recuperar la terminación del acceso norte de la circunvalación».

En otras provincias

Sobre Segovia, recalcó la defensa de la Junta de la estación de esquí de Navacerrada, algo que consideró «especialmente relevante» y que en estos momentos se encuentra en los tribunales, y señaló la «necesidad de mejorar el transporte entre las estaciones de tren de ave que están alejadas del centro de las ciudades para mejorar la conectividad entre las frecuencias de los trenes que ahí se detienen con los centros de las ciudades».

En cuanto a Soria, pidió que llegue a la provincia «el ferrocarril del siglo XXI» e insistió en la «necesidad de reducir ya un 20 por ciento los costes laborales para las empresas existentes en la provincia y que se quieran instalar allí». En ese sentido, destacó el trabajo conjunto de los gobiernos de Aragón, Castilla.La Mancha y Castilla y León: «Abrimos esa puerta en la UE y reclamamos al Gobierno que sea sensible con Soria, Teruel y Cuenca y reduzca esos costes laborales», argumentó.

Sobre Valladolid, señaló que se ha posicionado «a favor del soterramiento», que calificó como «una apuesta clara de ciudad y de futuro», y pidió «impulsar la Léon-Valladolid y culminar la Autovía del Duero», dos autovías que consideró «fundamentales para vertebrar la autonomía».

Por último, en cuanto a Zamora, explicó que él y Sánchez hablaron «largo y tendido» sobre la exigencia de hacer una «apuesta clara por esa provincia que tanto ha sufrido las últimas semanas por los incendios provocados». También hablaron sobre el campamento militar de Montelarreina, la apuesta industrial que precisa la provincia, y defendió que «tiene que haber una apuesta estratégica con toda la frontera de Portugal». En ese sentido, pidió culminar la autovía que une Zamora con la frontera portuguesa, y señaló que «hay que mejorar» la N-631, que discurre de forma paralela al incendio de la Sierra de la Culebra». «Hay que mejorarla y eso favorecerá el desarrollo de la provincia», finalizó.