Miguel Marabel muestra uno de los ejemplares gigantes de boletus hallados en montes de Villafranca del Bierzo. /

Miguel Marabel muestra uno de los ejemplares gigantes de boletus hallados en montes de Villafranca del Bierzo.

Localizan más de cinco ejemplares de boletus gigantes en los montes de Villafranca

Los ejemplares de edulis y pinicola tienen un peso de entre 1,2 y 1,5 kilos / Los aficionados y propietarios de la empresa Drymoon Technology Ingredients, comercializadora de setas, critican el «limbo legal» del Parque Micológico del Bierzo que podría suponer un nuevo yacimiento de empleo y riqueza para la comarca

ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

Los montes del Bierzo son un vergel y especialmente en otoño en el que aparte de un paisaje único en el que la naturaleza despliega su inmenso colorido cargado de de rojizos y ocres deja ver también ejemplares únicos de los frutos que da la tierra.

Prueba de ello son las setas halladas en Villafranca del Bierzo por los aficionados Miguel Marabel y Óscar Juárez, propietarios de la empresa Drymoon Technology Ingredients S.L., que han localizado más de cinco ejemplares de boletus de las variedades edulis y pinicola de entre 1,2 y 1,5 kilos de peso.

Las setas las encontraron en media hectárea de terreno lo que da muestra de la gran riqueza micológica que alberga la comarca y que podría traducirse en un nuevo yacimiento de empleo y riqueza. Tanto es así que el propio Marabel lanza un mensaje al Consejo Comarcal para que acabe con el «limbo legal» en el que se encuentra el proyecto de Parque Micológico del Bierzo que provomerá la gestión de los montes.

«Estamos desaprovechando nuestro recurso micológico, un gran bien para sustentar muchas familias y empresas en el medio rural», señala. Lamenta, además, que el proyecto aún no haya salido adelante después de seis años. «Los políticos siempre dicen que sí, que si, que ya tenemos el parque, pero así llevamos más de 6 años y nada de nada, no hay parque, no hay licencias, carnets.... y por tanto no se puede recolectar de manera sostenible, ¿a qué estamos esperando?», se pregunta.

Con estos hallazgos ambos aficionados quieren demostrar que en menos de dos horas recolectaron unos 40 kilos de setas, que en cifras «a 15-20 euros por kilo son entre 600-800 euros y esto se puede conseguir todos los días ya que los boletus vuelven a nacer cada día durante toda la temporada», indicó Miguel Marabel. En este sentido, explica que al tener la empresa Drymoon Technology Ingredients S.L. «hemos comercializado las setas varios años y es increíble ver matrimonios que todos los días se llevan entre 400 y 600 euros».

Una situación con la que evidencian que con el aprovechamiento de la micología en la comarca «se puede generar riqueza si se gestiona adecuadamente nuestros montes», concluyen.