El poeta villafranquino Juan Carlos Mestre. / Juan Lázaro

El Instituto de Estudios Bercianos nombra socio de honor 2022 al poeta villafranquino Juan Carlos Mestre

Los responsables definen al autor como «un enamorado del Bierzo, que proclama allá donde va»

ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

La asamblea del Instituto de Estudios Bercianos (IEB) decidió nombrar socio de honor 2022 al poeta villafranquino Juan Carlos Mestre, ganador, entre otros muchos galardones, del Premio Nacional de Poesía en el año 2009 por 'La casa roja'. Con su nombramiento como socio de honor, el IEB pretende reconocer sus méritos «sobradamente conocidos» como poeta, su faceta de artista visual y el «acento berciano» que impregna toda su obra. «Es un enamorado del Bierzo, que proclama allá donde va», resumieron.

Al respecto, los responsables del IEB recordaron que Mestre fue Premio Adonais en 1985 por el poemario 'Antífona de Otoño en el Valle del Bierzo'. En 1992, recibió el Premio Gil de Biedma por 'La poesía ha caído en desgracia', que escribió a su regreso a España tras años de estancia en Chile. Siete años más tarde, ganó el Premio Jaén de poesía por 'La tumba de Keats', escrito en Italia durante su estancia como becario de la Academia de España en Roma.

Además, ese mismo año obtuvo una mención de honor en el Premio Nacional de Grabado, hito que repitió cinco años más tarde en la VII Bienal Internacional de Grabado Caixanova. Al respecto, los responsables del IEB valoraron que el autor haya «trascendido la poesía», tras conseguir los máximos reconocimientos en esta disciplina, para explorar su faceta de artista visual, «siempre a la vanguardia de las artes, investigando, indagando y siendo permeable a nuevas técnicas y formas de expresar el arte».

En el año 2017, el berciano también recibió el Premio Castilla y León de las Letras en reconocimiento a toda su trayectoria artística. «Ningún otro berciano ha conseguido hasta el momento igualar estas distinciones y premios», recalcaron los responsables del IEB, que valoraron que Mestre «lleva el nombre del Bierzo con él y su obra allá donde quiera que vaya».