UNA TRAGEDIA PARA MORIRSE DE RISA

La compañía lisboeta Chapitô presenta en el Teatro Bergidum 'Electra' una tragedia en clave de comedia desternillante interpretada por Nadia Santos, Jorge Cruz y Tiago Viegas

UNA TRAGEDIA PARA MORIRSE DE RISA
ELBIERZONOTICIAS Ponferrada

La Companhia do Chapitô, de Lisboa, un grupo ya conocido por el público ponferradino por su extraordinario trabajo actoral y su peculiar sentido del humor a la hora de abordar textos clásicos, vuelve al Bergidum con 'Electra', una versión desternillante de una de las grandes tragedias griegas. Será el martes, 10 de abril (21.00 horas), en el programa de abono.

'Electra' es una creación colectiva de la lisboeta Companhia do Chapitô, ya conocida por el público ponferradino por su particular sentido del humor a la hora de abordar las tragedias clásicas. Hace tres años presentó en el Bergidum una sorprendente y divertida versión de Edipo. Basándose ahora en los textos clásicos de Sófocles y Eurípides, la nueva creación colectiva de este grupo se atreve con otro título complejo, que no complicado, dentro de la tragedia griega: Electra.

En la Atenas del rey Agamenón se convoca una guerra para liberar a la bella Helena de las garras de su secuestrador (o no, que hay quien dice que se fue con Paris encantada de la vida). Al no tener viento favorable para sus barcos, Agamenón sacrifica a su hija Ifigenia por indicación de los profetas. Este hecho desencadena que Clitemnestra trame su venganza junto a Egisto, su amante y primo del rey. Tras diez años de guerra, al volver de Troya, Agamenón es asesinado y Electra, con la ayuda de su hermano Orestes, se venga asesinando a los amantes. Y todo este baño de sangre, contado por tres brillantes actores y muchas cucharas, en clave de comedia desternillante. Puro estilo Chapitô: una tragedia a cucharadas.

Interpretada por Nadia Santos, Jorge Cruz y Tiago Viegas, 'Electra' ofrece, según la crítica, "un producto teatral que debo calificar como excelente, extraordinario, una matrícula de honor si tuviéramos que puntuarla (...) Muchas cucharas sobre las tablas. Es el único elemento que van a manipular. Quien vaya a ver la obra verá (...) los trescientos mil usos que le dan a la cuchara. Las cucharas se mueven de aquí y allá sin parar ofreciéndonos una idea genial cada dos minutos, cada treinta segundos".

Si en Edipo se contaba la tragedia con absoluta desnudez escénica, los especialistas han destacado en 'Electra' el uso de cucharas como elemento dramático: "¿Cómo puede ser que un objeto tan simple y común como una cuchara pueda simbolizar tantos objetos? La respuesta es muy sencilla. Los intérpretes realizan un extraordinario trabajo gestual Aparte del excelente trabajo gestual, la compañía Do Chapitô detenta el don de la complicidad. Y es que, desde el primer momento de la representación los tres intérpretes se ganan al público no solo con la palabra de una narración casi coloquial, sino con la mirada, con una actitud cercana y cómica".

Contenido Patrocinado

Fotos