Elbierzonoticias

Ponferrada trasladará a la ministra de Medio Ambiente la necesidad de actuaciones urgentes en la Tebaida tras el incendio

El fuego devastó más de mil hectáreas en el Valle del Silencio.
El fuego devastó más de mil hectáreas en el Valle del Silencio. / César Sánchez
  • La alcaldesa reconoce que una de las principales preocupaciones se centra en la situación de la captación de agua potable desde el río Oza / Asegura que no ha existido «en absoluto» ninguna responsabilidad política

El Ayuntamiento de Ponferrada trasladará a la Ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, la necesidad de acometer actuaciones urgentes en la zona afectada por el incendio que calcinó más de mil hectáreas en la Tebaida berciana. Una solicitud que se verá respaldada por la petición de la declaración de Zona Catastrófica que ya gestiona la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castill y León.

La alcaldesa, Gloria Fernández Merayo, asegura que «lo que más preocupa» en este momento al equipo de gobierno es la situación de la captación de agua potable desde el río Oza. «Estamos en colaboración con la mancomunidad por si llegáramos a tener problemas con el abastecimiento», indicó Merayo, que reconoce que «tenemos que tener todas las previsiones para garantizar el servicio a los ciudadanos de Ponferrada», explicó.

La regidora municipal confía en que ese contacto con la responsable de Medio Ambiente del Ejecutivo central se pueda producir vía telefónica este mismo jueves a fin de «acercarle ese problema» «transmitirle la petición de primera mano», señaló.

El Ayuntamiento estudia también otras «prioridades» en las actuaciones a acometer, entre ellas, la construcción de una pista forexstal que bordee el pueblo de San Cristóbal de Valdueza «para que pueda dar acceso a los medios de extinción», unas labores que en el caso del incendio en el valle del Oza se han visto especialmente dificultadas por la orografía. Asismismo, trabaja ya en la elaboración de un Plan de Protección Civil con la apertura de váis de evacuación y extinción.

«No hay responsabilidades políticas»

Fernández Merayo ha querido acallar las críticas surgidas respecto a la intervención para poner freno a las llamas en la Tebaida berciana asegurando que «en absoluto» ha existido responsabilidad política «porque se ha trabajado sin descanso», aseveró. «Nos hemos empleado al doscientos por cien», resaltó la alcaldesa destacando como en el servicio de extinción «la gente ha llegado al límite de sus fuerzas».

Aunque reconoce que «todo es mejorable y vamos a emplear todo lo que esté en nuestra mano para hacerlo», no ha dudado en pedir respeto para reconocer el trabajo de las brigadas de extinción y «tolerancia cero con los incendiarios» para acabar con la lacra de los incendios. Entiende que la ejecución del Plan de Gestión Forestal redactado por la Junta en el año 2008 «en nada hubiera evitado este incendio» dado que «la orografía es complicada y dificulta las labores de extinción».