Merayo ratifica su interés por gestionar el Museo de la Energía y negociará los costes con el Gobierno

Museo Nacional de la Energía de Ponferrada./César Sánchez
Museo Nacional de la Energía de Ponferrada. / César Sánchez

La alcaldesa reconoce que la ineficiencia energética del edificio es lo que «más echa para atrás» al Ayuntamiento

CARMEN RAMOS Ponferrada

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ponferrada sigue firme en su intención de asumir la gestión directa del Museo de la Energía. La alcaldesa de Ponferrada, Gloria Fernández Merayo, ha reiterado hoy de nuevo su interés en hacerse cargo de las instalaciones dependientes de la Ciuden para garantizar su continuidad en respuesta al llamamiento lanzado por el PSOE para que desistiese de ese intento al considerar que supondría la muerte de la Fundación.

«La oposición parece que lo que no quiere es que hagamos nada», indicó Merayo, que avanzó que el Ayuntamiento negocia en este momento con el Ministerio de Energía los términos de un acuerdo que pasan por proveerse de los fondos necesarios que permitan hacer frente a los costes de mantenimiento energético, uno de los mayores escollos de la instalaciones.

«Es lo que más nos echa para atrás porque se da la paradoja que tenemos un edificio para Museo Nacional de la Energía con una gran ineficiencia energética», reconoció la regidora, dado que «los sistemas de luz y calefacción no están sectorizados por plantas sino que van por fachadas», explicó.

Merayo ha puesto en duda las críticas lanzadas por el portavoz socialista Olegario Ramón que denunció la existencia de una «trampa» en la cesión de las instalaciones al Consistorio por parte del Gobierno central e incluso le invitó a plantear propuestas. «No sé en qué términos cree él que se está negociando porque a lo mejor resulta que se lleva una sorpresa», indicó.

«Estamos negociando, los términos del convenio todavía no los sabemos porque todavía estamos negociando, qué pasa que la oposición estaría más contenta si no hiciéramos nada, que no negociáramos, que ese museo siguiera cerrado», apuntó la alcaldesa, que tiene claro que en este como en otros tantos proyectos municipales «el Ayuntamiento tiene que explorar todas las vías». «Siempre que hay alguna posibilidad para algún proyecto bueno para Ponferrada y para la creación de puestos de trabajo va estar la alcaldesa de Ponferrada», reseñó.

La regidora de la capital berciana ha puesto en duda las críticas lanzadas por el portavoz socialista Olegario Ramón que denunció la existencia de una «trampa» en la cesión de las instalaciones al Consistorio por parte del Gobierno central e incluso le invitó a plantear propuestas. «No sé en qué términos cree él que se está negociando porque a lo mejor resulta que se lleva una sorpresa», indicó.

Apoyo al proyecto tecnológico

En este sentido, avanzó una próxima reunión con el secretario de Estado de Energía para plantear, por un lado, la negociación de la parte museística del proyecto y, por otro, que el Ayuntamiento no renuncia a que el proyecto tecnológico ligado a la planta de captura de CO2 de Cubillos del Sil siga adelante. «El Ayuntamiento de Ponferrada va a pedir al Ministerio de Industria que haya un proyecto de viabilidad de futuro con el tema de la investigación tecnológica y otro tema aparte es el tema del museo, vamos a ver qué se puede hacer con él, como se puede gestionar y como se le puede dotar».

Merayo tiene claro que «tener ese museo parado es un lujo» y lamentó que la Ciuden no invirtiera en dotar de contenido museístico a las instalaciones. «Porque hubo épocas de muchísimo dinero, quizás había que haber reservado de aquella un poquito para esa puesta en marcha y en funcionamiento».

Contenido Patrocinado

Fotos