Elbierzonoticias

Junta, Mesa de la Energía y parlamentarios crean un frente común en defensa de la central de Compostilla

El director general de Energía y Minas de la Junta, Ricardo González Mantero (I), durante la reunión de la Mesa de la Energía del Bierzo en Ponferrada.
El director general de Energía y Minas de la Junta, Ricardo González Mantero (I), durante la reunión de la Mesa de la Energía del Bierzo en Ponferrada. / César Sánchez
  • Mantero reitera el apoyo de la Junta para instar al Gobierno central a que lleve a cabo una modificación de la normativa estatal sobre los cierres de instalaciones

La Junta de Castilla y León, la Mesa de la Energía del Bierzo y los parlamentarios nacionales por la provincia de León constituyen un frente común en defensa del mantenimiento de la central térmica de Compostilla de Cubillos del Sil más allá del 30 de junio de 2020. Fue el acuerdo alcanzado en la reunión celebrada este viernes en la Sala Río Selmo de Ponferrada y que estuvo presidida por el director general de Energía y Minas, Ricardo González Mantero

El portavoz de la Mesa de la Energía y presidente del Consejo Comarcal destacó el «consenso» y la «unanimidad» alcanzado entre todos los participantes en el encuentro para conseguir que la térmica siga viva más allá del 30 de junio más allá de 2020 y que el mineral que se utilice para quemar sea el carbón de nuestras cuencas. «En esto estamos todos de acuerdo, en tanto en cuanto no podía ser de otra manera, porque todos los que estamos aquí defendemos a nuestra tierra», afirmó.

Este lunes día 29 se celebrará reunión de la mesa de la Comisión de la Energía del Congreso en la que se fijará fecha para una cita a la Mesa de la Energía del Bierzo para reunirse con los portavoces de los diferentes grupos políticos.

En la reunión celebrada en la capital berciana se puso sobre la mesa la reivindicación de otras serie de medidas como la negociación de cambios en la normativa para permitir que se pueda seguir quemando carbón nacional, la flexibilización de las exigencias medioambientales que permitan prolongar la vida de la central más allá de 2020. En este sentido, el portavoz de la Mesa de la Energía del Bierzo recordó la necesidad de que España se una a la defensa del mineral nacional al igual que está haciendo Polonia «que está apostando por la defensa de su carbón y lo que está claro que nosotros podemos y debemos subirnos a ese carro para defender que se siga quemando el carbón de nuestras minas».

La Junta, la Mesa de la Energía del Bierzo y los parlamentarios nacionales defenderán también que el Gobierno central ponga en marcha los «criterios administrativos adecuados» para impedir el cierre de la central. «Se puede perfectamente hacer de esa manera», indicó Courel que manifestó su deseo de que «el consenso que hay aquí se traslade a los grupos políticos en el Congreso y en el Senado porque con ese acuerdo unánime todas esas modificaciones que se pueden hacer y que hay que establecer en base a criterios legales se puedan llevar a cabo y aprobados en el Congreso», recalcó.

Modificación de la normativa

Por su parte, el director general de Minas de la Junta de Castilla y León, Ricardo González Mantero, reiteró el apoyo del Gobierno regional para que se lleve a cabo una modificación de la normativa estatal que afecta a los cierres de instalaciones térmicas «para que tenga en cuenta una serie de conceptos que ahora mismo no se tienen», apuntó, de cara a la recuperación de la obligación de servicio público de las instalaciones de quema de carbón para garantizar la inversión de Enel, empresa propietaria de la central.

En este sentido Mantero se refirió al hecho de que en estse momento sólo se puede denegar el cierre de una instalación energética exclusivamente porque sea necesaria para la necesidad de suministro del país. «Consideramos que eso no es suficiente porque si sólo tuviéramos eso en cuenta quizá no se pudiera denegar el cierre de Compostilla», resaltó.

Desde la Junta la petición pasa porque se produzca una modificación de la normativa donde se incluyan dos criterios adicionales, por un lado, el de competitividad de la economía española porque «hay que tener en cuenta la tecnología que se cierra y cuál sería la que sustuiría en el mercado y que consecuencias podría tener eso para la economía y los gastos de las familias», explicó el director general de Energía y Minas de la Junta. Y una segunda relativa a la dependencia energética de España para conocer «si esa tecnología que se sustituye es de fuentes de energía autóctonas y si la que la va a sustituir son fuentes de energía que importamos», subrayó.

A juicio del responsable regional de Minas «esos criterios es bueno introducirlos en la normativa para que el Gobierno tenga posibilidad de utilizarlos a la hora de tomar la decisión, si es que le llega esa solicitud de cierre», aseveró.

«Unidad de acción»

La reunión en la que se dieron cita representantes políticos y sindicales contó con la participación, entre otros, del senador del PP Luis Aznar, que apuntó a la «unidad de acción» de todos los participantes a fin de que conseguir «que se vea luz no sólo para Compostilla, sino para la comarca y para el carbón autóctono».

Aznar entiende que el encuentro ha permitido llegar a una postura común que los parlamentarios nacionales podamos defender en Madrid independientemente de las siglas a las que pertenezcamos», señaló, dejando claro que «nuestra voluntad es absoluta» de cara a buscar «soluciones conjuntas». En este sentido, anunció que «el PP en el Congreso, el Senado y las Cortes apoyará esas medidas, vengan del partido que vengan».