Elbierzonoticias

La familia de la joven que simuló secuestro y maltrato de su expareja achaca la reacción a que ««tenía miedo» y «se tomó la justicia por su mano»

La joven fue detenida e ingresó en prisión el pasado viernes.
La joven fue detenida e ingresó en prisión el pasado viernes. / EFE
  • La exabogada, Emilia Esteban, asegura que la joven insiste desde la cárcel en que su reacción se debió al miedo y que por eso lo hizo, «porque se sentía desprotegida»

La familia de la joven de 36 años de Fabero, Vanesa G. G., que simuló su secuestro y maltrato por parte de su expareja, achaca su reacción a que "tenía miedo" y que por ello "se tomó la justicia por su mano". Así se lo ha trasladado su madre en una conversación telefónica a la que fuera su abogada, Emilia Esteban, que renunció a su defensa después del giro que tomaron los acontecimientos y que llevó a la detención de la joven y su ingreso en prisión el pasado viernes tras la confesión de su colaborador que reconoció que todo había sido un invento de la mujer.

«La familia achaca la reacción de ella a que tenía miedo y como no se sentía protegida pues digamos que se tomó un poco la justicia por su mano, a otras les da por asesinarlos», apunta la letrada. Una justificación en la que también insiste la joven desde la cárcel. «Es lo que ella dice, que tenía miedo y por eso lo hizo, porque veía que él quedaba en libertad y se sentía desprotegida», subraya Esteban, pero cree que una cosa no quita la otra. «La madre dice que muy mal y que independiente de que tengas miedo o no no puedes hacer eso».

La exletrada de la joven asegura que la familia de V. G. G. está destrozada tras su detención e ingreso en prisión. «Les cogió por sorpresa absolutamente, se quedaron en estado de shock y siguen mal». Confía, no obstante, en que «con el tiempo todo se vaya calmando y puedan volver a la normalidad».

La madre no duda en arremeter contra el comportamiento de su hija después de lo sucedido. «Dice que muy mal y que independientemente de que tengas miedo no puedes hacer eso», señala la ya exabogada de la mujer que apunta que V. G. G. «de momento está bastante bien» y que en prisión «dice que se siente más segura porque allí no le va a pasar nada».

La que fuera abogada de la joven asegura que la familia entiende la renuncia a su defensa en todos los procedimientos abiertos por presuntos malos tratos de su expareja. «Entienden perfectamente mi postura, que se ha quebrado mi confianza y que evidentemente lo entienden», asevera. «Es una decisión muy personal y cuando se quiebra la confianza cada uno tiene que valorar en qué medida le va a afectar y yo creo que cuando pierdes la confianza no puedes seguir», recalca Emilia Esteban.