Mineros de Astur Leonesa retomarán el lunes las concentraciones a las puertas de la central de Compostilla

Mineros de Astur Leonesa en una concentración a la entrada de la central térmica de Compostilla.
Mineros de Astur Leonesa en una concentración a la entrada de la central térmica de Compostilla. / César Sánchez

La medida responde a la falta de previsión de venta de carbón a las compañías eléctricas

D. ÁLVAREZ/ ICAL

Los trabajadores de la Compañía Minera Astur Leonesa retomarán el lunes las concentraciones ante la central térmica de Compostilla, en el municipio berciano de Cubillos del Sil, que ya protagonizaron el verano pasado. “Después de un año seguimos en la misma situación o aún peor”, explicó a Ical el presidente del comité de empresa, Pablo Ménguez, que lamentó que “llevamos todo el mes de agosto sin vender carbón y sin previsión de hacerlo”.

En esa línea, Ménguez recordó que la empresa se encuentra inmersa en un concurso de acreedores y advirtió que el siguiente paso, en caso de no encauzar el problema, será la liquidación de la compañía. Según el presidente del comité, la administración concursal que se hizo cargo de la empresa a principios de agosto, tras la marcha del anterior propietario, Rodolfo Cachero, “no tiene noticias a día de hoy de que vayan a coger carbón”.

Cabe recordar que Cachero se encuentra actualmente en busca y captura después de que el Juzgado de lo Penal número 3 de Oviedo haya dictado su ingreso en prisión para que cumpla la condena de dos años y medio de cárcel por ocho delitos de fraude fiscal cometidos en una explotación ya clausurada.

Además, los 190 empleados de Astur Leonesa esperan contar con el apoyo de los compañeros de la mina La Escondida, situada en la localidad lacianega de Caboalles de Arriba y propiedad del grupo Viloria, que la adquirió de la empresa Hijos de Baldomero García, que se enfrentan a un ERE temporal por cese de la actividad. “Es la crónica de una muerte anunciada”, lamentó Ménguez.

La concentración prevista para este lunes, desde las 8 a las 15 horas, ya cuenta con la autorización de la Subdelegación del Gobierno en León. Las movilizaciones se repetirán durante el resto de la semana e irán “aumentando” en función de la evolución del conflicto, aseguró Ménguez. “No vamos a hacer huelga, el relevo de la mañana trabajará con normalidad”, explicó el presidente del comité.

Fotos