Aire Limpio pide al Procurador del Común que investigue el «trato de favor» de la Junta a Cosmos

Imagen de la planta de Cementos Cosmos en Toral de los Vados./César Sánchez
Imagen de la planta de Cementos Cosmos en Toral de los Vados. / César Sánchez

El colectivo ecologista cree que todas las decisiones del Gobierno autonómico «son descaradamente favorables» a la cementera de Toral de los Vados «hasta que las tumban los tribunales»

ELBIERZONOTICIASPonferrada

La organización ecologista Bierzo Aire Limpio ha presentado un escrito ante el Procurador del Común de Castilla y León en el que solicita que abra una investigación, puesto que considera que políticos y funcionarios de la Junta están dando en la última década un «trato de favor continuado» a Cementos Cosmos.

«La administración autonómica, y en concreto la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León viene dispensando desde el año 2006 un trato de favor continuado a empresas del sector cementero —principalmente Cementos Cosmos S.A., en Toral de los Vados, y otras en la Robla y Venta de Baños—, dictando resoluciones sospechosas, siempre favorables a los intereses de dichas empresas y contrarias al bien común», asegura el colectivo.

En su largo escrito de denuncia ante el Procurador, a quien solicita una entrevista urgente, la ONG relata el historial de estos actos y decisiones administrativas de la Consejería de Fomento: «Desde 2006, todas las órdenes y acuerdos de la Junta de Castilla y León han sido siempre favorables a las solicitudes cursadas desde Cosmos, desoyendo multitud de recursos y alegaciones de decenas de instituciones, empresas y particulares, y que luego muchas de esas órdenes y resoluciones hayan sido tumbadas en los Tribunales de Justicia, anuladas una y otra vez por el TSJ y el Tribunal Supremo», añaden.

A juicio de Bierzo Aire Limpio, «esta línea de conducta, persistente en el tiempo, acredita un abuso de sus funciones por parte de esa Consejería de Fomento y Medio Ambiente —o, por decirlo con más precisión, de algunos concretos funcionarios y altos cargos políticos, responsables directos de tales actos—, abusos que rayan en la prevaricación y deben ser sometidos a la revisión del Procurador del Común».

Con todo ello, el colectivo se pregunta «cómo es posible que una Administración ignore sistemáticamente los cientos de alegaciones ciudadanas, ya sea de asociaciones, empresas o particulares, solo para favorecer a una empresa cuestionada dentro y fuera de España por prácticas peligrosas» y cree que el «trato de favor» por parte de la Junta a Cosmos y al Grupo Votorantim «es más grave por cuanto estamos ante actividades industriales potencialmente peligrosas, tóxicas, con serio riesgo de perjudicar a la salud de la población afectada».

Contenido Patrocinado

Fotos